Buscar
  • Galo Aguirre

FINANZAS CURATIVAS VS. PREVENTIVAS

Actualizado: jun 5



Es comúnmente conocido que, la medicina curativa solo soluciona el problema de manera temporal; no obstante, la fuente de la enfermedad o el hábito que genera dichos problemas permanece y en un futuro, estos problemas podrían repetirse o incluso ser peores. De igual manera, en la administración de negocios, muchas decisiones ‘curativas’ son tomadas tan solo para solucionar los inconvenientes del día a día, sin evidenciar la verdadera fuente de los problemas y sin cuantificar los posibles riesgos que podrían estar generando dichas decisiones en el futuro.


Un caso que permite ejemplificar la diferencia entre finanzas curativas y finanzas preventivas, es el de una empresa que, a pesar de incrementar sus ventas y generar utilidades importantes, experimente problemas de liquidez y estos se acentúen con el paso del tiempo. Para cubrir ésta necesidad de recursos, la empresa puede verse obligada a contraer deudas con costos financieros elevados (medicina curativa); y si bien los créditos obtenidos pueden darle un respiro temporal, estos solo representarían un problema mayor en el futuro.


El origen del problema puede ser que la empresa generé un GAP financiero negativo, es decir, la empresa se demoré más en cobrar a sus clientes y rotar su inventario, que en pagar a sus proveedores. Tener un GAP negativo, no necesariamente debería ser un problema, ya que dependiendo del tipo de industria, esto podría ser normal, el problema se suscita cuando la empresa no cuenta con el financiamiento adecuado para cubrir ese GAP negativo y más grave aún, es que, sus directivos no detecten el problema a tiempo, especialmente cuando el capital de trabajo fue financiado por fuentes ajenas al giro del negocio, como por ejemplo la venta de un activo o préstamos de sus socios. Una empresa con estas características, se encuentra al borde de un precipicio y aunque parezca contradictorio, lo peor que le puede pasar es que sus ventas sigan creciendo, ya que al no tener financiada su operación, más temprano que tarde la empresa entrará en cesación de pagos y una potencial quiebra.

Lo más adecuado en estos casos, a pesar de sonar contradictorio, es reducir las ventas a la mayor brevedad posible de manera de nivelar la caja y así balancear sus necesidades de capital de trabajo.  Una vez que la caja se nivele, se debe dar prioridad al pago de las deudas con costos financieros a elevados, que la empresa se vio obligada a tomar para continuar con su operación.


¿En qué consisten las finanzas preventivas?

Como su nombre lo describe, el objetivo es tomar decisiones financieras que nos permitan prevenir cualquier inconveniente futuro anticipándonos a los resultados. Para ello es necesario estar en capacidad de predecir con un alto grado de certeza lo que le sucederá a la compañía en el corto, mediano y largo plazo. La única manera para visualizar por completo a la empresa, es por intermedio de un modelo financiero que proyecte el balance general, el estado de resultados, flujos de caja y capital de trabajo. Un modelo financiero bien estructurado deberá ser dinámico, es decir que permita visualizar todos los efectos de las decisiones que se deseen tomar; el modelo también debe tener la capacidad de adaptarse a la realidad de la firma, de tal manera que se puedan incluir todas las variables relevantes para el análisis financiero y por último el modelo deberá incluir sistemas de alerta para evitar problemas financieros en un futuro.


“Medir dos veces, cortar solo una”

El famoso refrán de los carpinteros: “medir dos veces, cortar solo una” se puede aplicar perfectamente a las finanzas preventivas, es necesario cercioramos bien de hacer algo antes de hacerlo, así de simple.  Muchas de las negociaciones se concentran en los márgenes o utilidad que dicha negociación puede dejar a la empresa, y no se considera todos los elementos financieros como los días de crédito, la rotación de inventario, los costos y gastos ocultos, que genera dicha negociación y que también afectan a la empresa.  Por eso, es necesario siempre evaluar todos los elementos que involucran una negociación, y cerciorarse que estos efectivamente beneficien a la empresa para poder dar el visto bueno; esto es, tomar decisiones acertadas, y una decisión acertada es parte fundamental de las finanzas preventivas.


Para ejemplificar el funcionamiento de las decisiones acertadas dentro de las finanzas preventivas consideremos el caso de una empresa mayorista con dos clientes diferentes. Los dos clientes quieren realizar una compra de mercadería mensual por 100.000 USD. La diferencia radica en que al primer cliente (A) quiere artículos que generan el 40% de margen para la empresa, mientras que el segundo cliente (B) solicita artículos que solo generan el 15% de margen. A simple vista la decisión de qué cliente es mejor es fácil, pero si incluimos las variables financieras el resultado puede que no sea el mismo.

Ahora supongamos que el cliente (A) trabaja con 90 días de crédito y que el cliente (B) trabaja con 15 días de crédito, bajo este nuevo escenario si bien el cliente (A) es más rentable, el cliente (B) requiere una inversión de capital de trabajo mínima. De hecho, con este escenario durante los 5 primeros meses el flujo de efectivo acumulado que genere el cliente (A) sería CERO, mientras que el cliente (B) habría generado 75.000 a favor de la empresa. Para una compañía que no cuente con el financiamiento necesario para soportar 4 meses de flujos negativos, una decisión que parecía el negocio de la vida podría resultar en la causa de quiebre. Evidentemente, si la empresa cuenta con el suficiente soporte financiero para financiar este tipo de crédito, la mejor opción sería la que deje mayor rentabilidad a la empresa luego de descontar todos sus costos asociados.


En AAA contamos con un equipo de especialistas financieros capaces de identificar todos los elementos que en el día a día pueden pasar desapercibidos. La incorporación de una cultura de finanzas preventivas, en varias empresas asesoradas, ha logrado que estas eliminen la incertidumbre de al momento de tomar una decisión, pues cuentan con un equipo de asesores expertos que evalúan dicha decisión desde todos sus ángulos.

1 vista
Logo Investment Banking Julio-2020 (6).p

Fundada en 2012, Asesores Advantage Consulting "AAA" es una firma  especializada en desarrollar estrategias de expansión, M&A, obtención de financiamiento alternativo, reestructuración de empresas, y finanzas corporativas dirigidos a cualquier tipo de empresa, sin importar su tamaño y complejidad.

SERVICIOS

  • 60
  • 53
  • 57

ACCESOS

DIRECTOS